Camino del Norte

Conocido también como el Camino de la Costa, este es uno de los recorridos para llegar a Santiago más

antiguos. De hecho, según algunos historiadores los monarcas europeos de la Edad Media preferían esta ruta.

Su nombre se debe a que empieza en la donostiarra ciudad de Irún y recorre toda la costa cantábrica.

En la actualidad, representa una de las alternativas más populares. Aunque también es transitada, es ideal para aquellos que buscan alejarse de las grandes afluencias de peregrinos que apuestan por el camino francés. Otra particularidad es que permite disfrutar de unos paisajes de ensueño mientras se recorre el litoral.

Etapas del Camino del Norte

Son un poco más de 800 km que se dividen en 34 etapas:

  1. Desde Irún a San Sebastián: Tiene 27,5 km en total.
  2. Desde San Sebastián a Zarauz: El recorrido para esta segunda etapa son 20,5 km.
  3. Desde Zarautz a Deba: Tiene 22 km de recorrido.
  4. Desde Deba a Markina: Tiene en total 24,5 km.
  5. Desde Markina a Gernika: Son 25 km que la conforman.
  6. Desde Gernika a Lezama: Para esta sexta etapa son 21 km de recorrido.
  7. Desde Lezama a Bilbao: Apenas 11 km.
  8. Desde Bilbao a Portugalete: Tiene 19,7 km de distancia.
  9. Desde Portugalete a Castro Urdiales: Esta etapa tiene una particularidad, pues dependiendo de la ruta

    elegida puede variar entre 27,5 km o 33,8 km de distancia.

  10. Desde Castro Urdiales a Laredo: Igualmente tiene dos opciones, 26,5 km o 33 km, según la ruta que se

    elija.

  11. Desde Laredo a Güemes: Compuesta por 29 km.
  12. Desde Güemes a Santander: 15,5 km en total.
  13. Desde Santander a Santillana del Mar: 37 km o 42,5 km, varía según la ruta elegida.
  14. Desde Santillana del Mar a Comillas: Compuesta por 22 km.
  15. Desde Comillas a Colombre: Corresponden 29 km.
  16. Desde Colombres a Llanes: 23 km en total.
  17. Desde Llanes a Ribadesella: Son 31,5 km.
  18. Desde Ribadesella a Sebrayo: Igualmente 31,5 km.
  19. Desde Sebrayo a Gijón: 36 km para esta etapa.
  20. Desde Gijón a Avilés: 25 km de recorrido.
  21. Desde Avilés a Muros de Nalón: corresponden 22,5 km.
  22. Desde Muros de Nalón a Soto de Luiña: Tiene 16 km.
  23. Desde Soto de Luiña a Cadavedo: 23 km de recorrido.
  24. Desde Cadavedo a Luarca: Tiene 16 km en total.
  25. Desde Luarca a La Caridad: Se extiende por 29,5 km.
  26. Desde La Caridad a Ribadeo: Tiene 22 km de recorrido.
  27. Desde Ribadeo a Lourenzá: 30 km para este día.
  28. Desde Lourenzá a Gontán: Cuenta con 23 km.
  29. Desde Gontán a Vilalba: 24 km.
  30. Desde Vilalba a Baamonde: Cuenta con 18 km.

31. Desde Baamonde a Sobrado dos Monxes: Son 40,3 km. 32. Desde Sobrado dos Monxes a Arzúa: Tiene 19 km.
33. Desde Monte do Gozo: 34,1 km de camino.
34. Monte do Gozo – Santiago de Compostela: 4,1 km.

Puntos de interés

Al ser una ruta tan extensa, los lugares para visitar son muchos. Tantos que en realidad lo que se muestra es solamente lo más representativo. Hemos distribuido estos puntos de interés por las diferentes comunidades autónomas por dónde pasa.

País Vasco

Estos son los principales puntos de interés del Camino del Norte a su paso por el País Vasco.

Palacio Miramar de San Sebastián
Bajo la administración del ayuntamiento, este palacio fue mandado a construir por la Casa Real a finales del

siglo XIX. Fue declarado como bien de interés cultural y patrimonio. Basílica de Begoña de Bilbao

Casa de la patrona de Bilbao, la Virgen Madre de Dios de Begoña. La construcción de este recinto se remonta al siglo XVI, aunque ha sufrido muchas reformas a lo largo de los años.

Museo Guggenheim de Bilbao

Esta es una parada obligatoria. La belleza de esta construcción es algo que merece la pena disfrutar. Además, cuenta con 20 galerías y exposiciones permanentes.

Cantabria

Seguimos nuestro camino y descubrimos nuevos puntos de interés del Camino de la costa a su paso por Cantabria.

Casco antiguo de Santillana del Mar

Esta localidad es una de las más bonitas de toda la región y posiblemente de toda la geografía española. Su casco histórico merece una mención, ya que data de la Edad Media, por lo que recorrerlo es una experiencia que nadie puede dejar de vivir.

Faro del caballo de Santoña
Una de las mejores panorámicas del cantábrico está aquí. Con más de 700 escalones, las vistas son la

recompensa perfecta.

Asturias

Tanto si haces el Camino de Santiago como si estás de visita, el Principado de Asturias regala un sinfín de estampas imborrables.

Catedral de Oviedo en Asturias
De estilo gótico, es uno de los conjuntos arquitectónicos de mayor importancia en España. Con más de 1200

años de antigüedad, ha sido testigo de una larga historia. Antigua muralla y torreón en Llanes

Construida entre los siglos XIII y XV, de esta gloriosa muralla ya solo quedan alrededor de 300 metros, divididos entre norte y sur, que es justamente donde se encuentra el torreón.

Casco Histórico de Avilés

Este es uno de los más importantes de la región, declarado Conjunto Histórico Artístico. Gracias al puerto,

fue protagonista durante la época medieval.

Galicia

No podíamos dejar de hablar de los últimos puntos de interés que encontrarás en el Camino del Norte a su paso por Galicia.

Cueva del Rei Cintolo de Ribadeo

Considerada como la cueva más grande de todo Galicia, tiene tres pisos y más de seis kilómetros de longitud.

Monasterio de Santa María de Sobrado dos Monxes

Fundado en el año 952, sufrió una importante rehabilitación a mediados del siglo XX. Está considerado como un Monumento Histórico Artístico Nacional.

Catedral de Mondoñedo en Lugo

Es de las más bonitas de toda Galicia. Además, en 1902 la declararon reliquia histórica nacional.

¿Por qué debes hacer el Camino del Norte?

Hacer el Camino de Santiago, sin importar la ruta elegida, siempre será una experiencia que permanecerá en tu memoria toda la vida. Sin embargo, al ser tan popular y con tantas opciones, desde luego que hay algunas rutas que resultan encantadoras, como el Camino del Norte.

Entre sus atractivos podemos mencionar:

Es una ruta costera como ninguna otra. Aunque la montaña se hace presente en algunas etapas,

el mar es protagonista.
Resulta ideal si se buscan jornadas con menos afluencia de peregrinos, como ocurre con el camino francés. Esto no quiere decir que no compartas y te cruces con otros tantos peregrinos.

Ideal para aquellos que desean poner a prueba su condición física, pues es bastante exigente.
Durante el camino pueden disfrutarse de preciosos pueblos y pequeñas aldeas que parecen sacadas de cuentos de hadas.

La mejor comida del Camino del Norte

Al ser una ruta tan larga y que toca tantas regiones, su variedad gastronómica es extensa. Entre los platos más populares están:

Pintxos

Tanto en Bilbao como en San Sebastián son protagonistas y con infinitas opciones para disfrutarlos. Los más tradicionales son los de base de pan acompañados con tortilla.

Aquí también es necesario destacar las croquetas y las patatas bravas.

Cocido montañés

Famoso en Cantabria. Además de ser delicioso, es una fuente importante de calorías que ayudan a los viajeros a recuperar energía. Lleva morcilla, chorizo, alubias, berzas y costilla.

Cachopo
De Asturias. Se trata de dos filetes de ternera empanados y rellenos de jamón y queso. Se sirven

acompañados de patatas fritas.

Bacalao al pil pil

Aquí el pescado se prepara en salsa de ajo y guindilla con aceite de oliva.

El pastel de cabracho

También de Asturias, se prepara con cabracho, puerro, zanahoria y tomate. Destaca por su consistencia suave y esponjosa.

Empanada gallega
No hace falta mucha presentación. Las hay de todo tipo, con masa de maíz, hojaldre o tipo pan con tanta

variedad de rellenos que todos encuentran una ideal.

Curiosidades del Camino del Norte

Puede que haya muchas rutas, pero pocas gozan de tanta historia como el Camino de Santiago del norte:

Es una de las más largas, con un recorrido superior de 800 km. Por eso, también es de las más exigentes a nivel físico.
Esta ruta es considerada como la más histórica. De acuerdo con los expertos, fue la primera usada por los peregrinos.

Su origen pudo darse como una alternativa para esquivar los territorios dominados por musulmanes para la época cuando fue descubierta la tumba del Apóstol Santiago.