El Camino Primitivo es la ruta de peregrinación más antigua de las que llegan hasta Santiago de Compostela.

Ruta milenaria recorrida por Alfonso II El Casto, cuando fue avisado por el obispo de Iria Flavia, Teodomiro, que un peregrino de la zona, llamado Paio, había encontrado las ruinas de un primitivo enterramiento, donde se encontraban los restos del Apóstol Santiago. hecho que se produjo en el Siglo IX (sobre el año 820-830)

Esta primera visita Real, constituyó los pilares de creación de esta ruta, consolidándose toda una infraestructura, a lo largo de la misma, para atender a los peregrinos que la recorrían, entre ellos, San Francisco de Asís, en el año 1214.

Comenzando en Oviedo, ciudad donde se encontraba la Capital del Reino de León, y pasando por la ciudad amurallada de Lugo, en la localidad de Melide se une finalmente al Camino Francés, desde donde confluyen en un único Camino a Santiago de Compostela.